En muchas ocasiones, un problema estético puede resultar muy molesto para las personas, sobre todo para aquellas que cuidan mucho su apariencia y la forma en que los ven conforme pasan los años.

Un problema bastante común, sobre todo en mujeres, a nivel estético son las arañas vasculares. Éstas son varices muy pequeñas de un calibre muy fino, que tienen una apariencia de red de color rojo y que son producidas por una dilatación del tejido vascular que se encuentra debajo de la dermis.

Las arañas vasculares tienen un alto contenido de estrógeno, razón por la cual se mencionó anteriormente que son mucho más comunes en mujeres. Sin embargo, aunque en menor medida, en los hombres también se presentan.

Aunque no representan un riesgo para la salud de ningún tipo, lo cierto es que muchas personas desean quitar arañas vasculares, con el fin de mejorar la estética corporal.

Existen métodos no invasivos para eliminar estas pequeñas varices, los cuales resultan seguros, definitivos e indoloros.